Internet de las cosas (IoT)

El internet de las cosas o IoT (Internet of Things) es algo de lo que se lleva hablando bastante tiempo pero apenas se ve llevado a la práctica, básicamente consiste en que todos los electrodomésticos y gadgets o cacharros tecnológicos, más los nuevos que aparezcan, estarán conectados permanentemente a internet o entre sí, por ejemplo para encender la calefacción desde el móvil antes de llegar a casa o configuraciones de varios gadgets como hacer el café, encender la radio y subir las persianas cuando suene el despertador. Para que esto se utilice masivamente también se ha pensado en nuevos estándares que facilitan la conexión inalámbrica de cada cacharro, además de que sea muy barato, muy pequeño y con muy bajo consumo, por ejemplo, se podría estar conectado a cualquier sensor inalámbrico, prácticamente sin requerir instalación y funcionando permanentemente durante 1-2 años con una única pila de botón.

Internet de las cosas
Internet de las cosas

Otro estándar imprescindible, o al menos recomendable, es la nueva versión del protocolo de internet IPv6, aunque con la actual IPv4 también se pueden hacer muchas cosas. Con IPv6 cada aparato tendrá una dirección numérica global, a nivel mundial, que lo identifique inequívocamente, así ya no sería necesario que el router de casa traduzca la dirección IP de cada uno de los aparatos de la red interna a direcciones externas de internet, ni que los proveedores de internet por redes de telefonía móvil compartan una única dirección IP de internet con varios usuarios, haciendo el sistema actual IPv4 más complicado de configurar o limitado, y en algunos casos no se pueden realizar conexiones desde fuera de la red doméstica.

FreedomPop 4G
FreedomPop comenzó en España ofreciendo 200 megas por 3G, SMS gratuitos y 100 minutos de voz gratuitos, aunque los SMS y las llamadas eran por VozIP mediante una aplicación instalada en el móvil que no terminaba de funcionar bien. Desde hace unos días ya ofrece conexiones de datos 4G y los SMS y las llamadas son normales como en cualquier otro operador.
Antigua cámara de videovigilancia
Las antiguas cámaras de videovigilancia eran muy caras y grandes, se conectaban a un sistema de grabación interior, o en el caso de las más completas a un servidor online pero necesitaban una configuración especial, a veces poco segura, de la conexión a internet del usuario. Otra forma de conectarlas era mediante un ordenador intermedio que hiciese el trabajo complicado de, por ejemplo, conectar a servicios que resuelvan la IP dinámica de la actual IPv4 y a conexiones seguras VPN. Existen firmwares modificados para algunos modelos de las baratas y modernas cámaras IP por Wifi de Xiaomi que las convierten en cámaras individuales antiguas, con conexión remota a su servidor multimedia, terminal seguro, FTP, etc. Estas cámaras se podría decir que necesitan de uno de los  codiciados “telecos” españoles para manejarlas, ya no digamos lo que sube el costo si hay que añadir algún español experto en seguridad.
Cámara IP motorizada de Xiaomi
Las cámara IP de videovigilancia por Wifi más recientes son muy baratas, no sólo están al alcance de cualquier bolsillo, pueden manejarse fácilmente a distancia desde el móvil o con una aplicación propia que se conecta a un servidor del fabricante o seguir el estándar ONVIF para manejarlas con aplicaciones compatibles con este estándar. Las cámaras se conectan automáticamente a un servidor online por medio de una conexión P2P para evitar los posibles problemas de los routers y proveedores de internet IPv4 actuales. Conectar con un servidor online permite guardar fotografías y vídeos del ladrón cuando la cámara detecta movimientos, sin intervención de la víctima y sin borrados, esto es muy útil sobre todo alimentando el router y la cámara IP con un SAI/UPS o una batería externa de móviles USB, con los que no dejarían de funcionar ni con cortes de electricidad. Pero con IPv6 la configuración del sistema sería más privada y sencilla, el servidor donde se guarden las imágenes de las alarmas podría ser por ejemplo el móvil del usuario, sin depender de terceros, las conexiones serían más seguras sin hacer nada y las configuraciones de todo el sistema de alarma quedarían permanentes con los números IP fijos.
Empresa de seguridad española
Las empresas de seguridad privada básicamente utilizan lo mismos sistemas que las alarmas domésticas, se pueden diferenciar en tener contacto directo con las policías españolas cuando les llegan los avisos de alarma a sus servidores desde los sistemas que instalan a los clientes, también pueden emplear frecuencias específicas para las conexiones inalámbricas entre los controles de alarmas y sus centrales, mientras que los gadgets y las alarmas domésticas IoT utilizan la conexión de red a internet o las redes móviles contratando una nueva tarjeta SIM para el cacharro.
Nazis alborotados durante una visita de Hitler
En España tradicionalmente se asocia a los fascistas con curas, ricos, caciques o terratenientes, minifundistas, Guardia Civil y militares, si bien no todos debían serlos forzosamente, sobre todo estos últimos más que nada fue así tras el desenlace de la Guerra Civil y posteriores limpiezas en los 40 años de dictadura. Hoy día hay campañas y programas de televisión que pretenden indicar un cambio democrático, pero sigue siendo más fácil asociarlos con fascistas. Poco a poco van disminuyendo los privilegios, la misoginia y el clasismo de estos sectores españoles, aparte, en general ya es necesario una titulación mínima para poder acceder a las plazas por medio de unas oposiciones con muchos candidatos, la mayoría obligados por la crisis y sin vocación, porque se trata de los codiciados puestos de trabajo como funcionarios con contratos vitalicios, asegurados a prueba de cambios de gobiernos y crisis, con sueldos que al menos duplican los más normales y pueden incluir privilegios extra como seguro médico privado, vivienda con un alquiler simbólico, viajes, estancias, comida y bar a precios de saldo. De todas formas, no parece que un comunista con una plaza ganada lo pueda pasar bien rodeado de fascistas en esos ambientes. Para los que no tienen estudios ni posibilidades de chanchullos, existen otros ambientes y empleos que también se asocian con fascistas o, peor aún, con neonazis, como los gimnasios para culturismo o para defensa personal, ciertos ambientes relacionados con las motos y, también, las empresas relacionadas con la seguridad privada: alarmas de negocios y particulares, porteros de discoteca, guardias jurados, etc.
Neonazi Daniel Cowart que intentó asesinar a Obama
La delincuencia común y la inseguridad ciudadana son uno de los temas favoritos de los’ partidos fascistas y neonazis de España. La época del gobierno derechista del Partido Popular de Aznar coincidió con el comienzo de la llegada masiva de inmigrantes, aunque ya comenzó a haber inmigrantes desde unos años antes era algo nunca conocido por los españoles, pero también hubo recortes en los servicios públicos y privatizaciones, mientras la delincuencia generalizada y las mafias extranjeras se hacían cada vez más evidentes, aunque también las hubo desde mucho años antes. Fue la época dorada de las empresas privadas de seguridad, que se ve era la solución o parche chapucero que se le ocurrió a la derechona, hasta parecían que iban a sustituir a las policías españolas, aunque la cosa no llegó a más porque el gobierno del Partido Popular no accedió a permitirles portar armas de fuego. pero sí que los gobiernos derechistas de Valencia contrataron los servicios de guardias de seguridad a la violenta empresa del líder ultraderechista español, Levantina de Seguridad, y la policía valenciana los contrató para que les dieran clases de vale tudo, negocio que también controlan los fascistas valencianos. Los fascistas fueron mimados hasta el punto de que se permitieron contratos privados a elementos fascistas para proteger con armas militares a los barcos españoles, atuneros vascos, que podían ser secuestrados en el cuerno de Africa. Mientras, los seguidores del Partido Popular y fascistas continuaron siendo alimentados con la delincuencia o inseguridad ciudadana con noticias sensacionalistas en los medios y televisiones derechistas.
Sexo en un templo de la India
Los fascistas valencianos también están metidos en el negocio de la prostitución, aunque no es conocido que sean dueños de puticlubs el líder ultraderechista de España presidió la asociación ANELA que forman algunos puticlubs españoles, camuflando su vinculación, junto la de otros ultras, bajo un contrato entre los puticlubs y su empresa Levantina de Seguridad. Durante los gobiernos del Partido Popular aparecían en los medios como los chuloputas más pulcros y honrados y pretendían que el gobierno legalizara sus negocios. Por lo que se puede deducir, los fascistas españoles no sólo quieren una sociedad feudal o de castas sin ningún conflicto intercastas, al igual que sus amigos nazis alemanes copiaban la sociedad de la India o en el caso de los neonazis hispanos y españoles se puede hablar sin ruborizarse de diferentes planetas con extraterrestres, también parecen haber inculcado un mundo de la delincuencia dividido en submundos de distintos niveles con distintas reglas. Las clases altas robando y asesinando con impunidad o con castigos ridículos, cuando no abstraídos de lo que ocurre a su lado por ejemplo los abusos de curas pederastas o el silenciar casos de pederastas en los colegios de los pudientes. Los de más abajo viviendo en un mundo infantil sin crímenes, ajenos a estafas y secuestros de ancianas o atropellando ancianos que luego papá pagará el dinero, mientras montan pogromos fascistas en las ciudades donde más irregularidades se cometen. Otros muchos niñatos y atontados que se creen negratas del Bronx de películas o series porque van de putas callejeras y comen pastillas en las discotecas, siendo España el país europeo con más consumo de drogas y con más putas. Y un inframundo, como los intocables, donde según declaró un policía a un periódico local, los gitanos europeos explotan mujeres inmigrantes, si no son gitanas rumanas y búlgaras compradas a sus padres con unos billetes probablemente se trate de mujeres subsaharianas ilegales, y dirigen los puticlubs de cuarta o quinta categoría ilegales para que los trabajadores explotados en los invernaderos sigan aguantando los abusos, y eso sin contar los rumores sobre prostitución infantil en el “Mar de Plástico” que al final fueron una broma a los periodistas de Antena 3 Televisión. Esto también quiere decir que al menos faltan 3-4 categorías de puticlubs por encima, en España las mafias de Rumanía controlan el 60% del negocio de la prostitución, con mujeres que en su mayoría fueron traídas a España engañadas con falsas promesas de trabajo o con un rumano, probablemente de esos que copian a Ronaldo, que se las liga antes de obligarlas a prostituirse. Las rumanas pasan por blancas europeas, algunas hasta rubias, y son más baratas y guapas que las españolas, aunque junto a las rumanas pueden estar las del resto de países de Europa del Este: Bulgaria, Ucrania, Rusia, Moldavia, etc. También son numerosas otras putas más económicas: chinas (las segundas más numerosas en España con un 13%), latinoamericanas y negras africanas, estas últimas serian las más baratas, muchas callejeras, controladas por mafias que amenazan a la familia o por el miedo con supersticiones. Los fascistas valencianos parece que pretendían hacer negocio diferenciándose abriendo el hueco de un nuevo mundo intermedio cercano al de los pudientes y la prostitución de lujo, probablemente muy motivados con la tradición que tiene Valencia como la ciudad de la prostitución en la Edad Media, la época que tanto añoran los fascistas españoles.

Además de los intereses económicos y gremiales anteriores, los fascistas y neonazis españoles llevan dentro de su cráneo un disco rayado sonando sin parar, aunque los españoles no lo entiendan o no están acostumbrados, salvo las élites y los más abducidos en esas ideologías (extraterrestres incluidos), es “Libre” de un famoso cantante valenciano durante la dictadura, que falleció joven en un accidente de tráfico antes de poder ver la democracia. Este puede ser otro motivo o escusa que pongan para evitar o retrasar el internet de las cosas en España o, por ejemplo, el motivo del por qué en España el porcentaje de uso de la recomendable IPv6 sea prácticamente cero, a la cola del mundo junto a los países tercermundistas. Aparentemente se contradicen, no sólo con su sistema de gobierno opresor, también llevarían este disco a volumen más alto que el otro con las canciones del repertorio fascista relacionados con la seguridad, que son “Con Franco se vivía mejor” y “Con Franco no pasaban estas cosas”. 

El corrupto ex-presidente de la patronal española de empresarios CEOE
Tampoco deja de sorprender este retraso español cuando una de las principales características de los fascistas de España es la de ser unos lameculos del poder, en especial de los grandes empresarios españoles. La seguridad con el internet de las cosas es una cuestión secundaria, o por ejemplo una cámara de videovigilancia IoT sirve tanto de sistema de alarma como de detector de presencia y encender luces, radio, calefacción, etc. al entrar en una estancia, su función es algo configurable o programable por el usuario, también son un intercomunicador, con el que la madre podría hablar desde la oficina con sus hijos pequeños mientras están al cuidado de la niñera. O se pueden vigilar a distancia las plantas, el perro, las gallinas en el gallinero, etc. Pero sobre todo con IoT a los españoles les podrían convencer más fácil de cambiar la nevera, la lavadora, la cafetera, etc. hasta de coche, los productos más grandes no serían chinos, si no europeos, incluso alemanes, lo que supondría más pasta disponible para untar a los intermediarios y comerciales empresarios españoles. La única explicación es que los empresarios se digan que si no tienen competencia en España para qué iba a hacer falta cambiar [al internet de] las cosas.
M2M de Telefónica
No hay que descartar que estén esperando a Telefónica-moviestar, los grandes operadores móviles están experimentando con nuevas redes móviles para IoT, con promesas de muy baratas, baterías que duran 10 años, alcance muy superior y mayores dificultades para los ladrones. La parte negativa es que son estándares dirigidos al denominado M2M (machine to machine), son mundos algo diferentes, M2M puede englobar al IoT, mejorándolo ostensiblemente con conexiones a más distancias y por ejemplo no haría falta otro cacharro que haga de centro de control o gateway al ser la compañía móvil la encargada de gestionar los gadget y alarmas, pero sería extraño que fuese tan barato y abierto como el IoT que ya puede hacer funcionar cualquier usuario incluso en provincias (las operadoras por ahora sólo dan cobertura a sus nuevas redes móviles para IoT en las grandes capitales). Por si faltaba algo, cada compañía móvil en España (Telefónica-moviestar, Vodafone-ONO y Orange) tiene un estándar distinto: Sigfox, NB-IoT y LTE-M. Esto parece, aparte de una posible estafa por trabajar en cártel mafioso, lo que en el mundo de las empresas conocen como una copia del “Case studies” o “Customers Stories” del atraso que se repite en España, como ocurrió con el primer Apple iPhone, que no se pudo vender en España porque no había redes GSM actualizadas a 128 kbps al preferir las operadoras españolas apostar por las futuras y caras redes 3G, o con el portal Terra-Lycos de Telefónica, el que estaba destinado a convertirse en el dios sabelotodo de todo el mundo hispano que fracasó con 12.500 millones de dólares perdidos o miles de accionistas españoles engañados, total un fallo lo tiene cualquiera y el amigo de Aznar, Villalonga, o los grandes economistas de el Opus Dei que estuvieran detrás de la decisión no son infalibles.
Edad de piedra
Otra remota posibilidad son los comunistas, cuando se trata de retroceder a la Edad de Piedra no se distinguen de fascistas y neonazis, echando la culpa a los ordenadores por la falta de puestos de trabajo. Y es que con un cursillo de seis meses en el sindicato comunista CC.OO., si no lo han anulado por robar el dinero público para el curso, no da lo suficiente como para montar una empresa de nuevas tecnologías subvencionada, al menos si antes no han cogido un libro en su vida. Otro gremio sospechoso son los de transportes, incluyendo agencias privadas, funcionarios públicos de correos y transportistas de cargas grandes como electrodomésticos, que, aun aparentemente tirando las piedras contra su propio tejado, parecen empeñados en lo mismo: cajas rotas o aplastadas, golpes o desgarrones en los productos, niñatos que se hacen los remolones o no quieren realizar las instalaciones correctamente aun habiendo pagado el servicio, servicios online deficientes, y eso por no mencionar a los vecinos ladrones de buzones. Lo único que parecen respetar son los plazos de entrega para paquetes pequeños: hasta 45 días desde China (con suerte unos 15 días si el vendedor chino tenía stock en algún contenedor recién atracado en Europa), son envíos por correos públicos sin gastos para el comprador, lo que es un gran peligro de robo pero la mejor forma de escapar de los sablazos en aduanas, y 2-3 días desde Madrid si es por agencias privadas, a suerte según cada tienda y, salvo suscrito a Amazon Prime, pagando un extra por los gastos de envío, por lo que si es poca cosa no merece la pena realizar el pedido. La rumorología o superchería contra las compras por internet también juegan, no se sabe bien el interesado en difundir entre los españoles que poco menos que te roban todo el dinero del banco si compras algo por internet… con tanto corrupto y dinero negro circulando (procedente de los delincuentes y negocios ilegales) a saber quién es.
Jack Nicholson en El Resplandor
Pero son los fascistas los más acostumbrados al conservadurismo, sobre todo si les va bien no les interesarían tantos automatismos. Aunque la ultraderecha y neonazis españoles no consigan votos como en Europa, en los últimos años están viviendo una segunda juventud en España, en gran parte gracias a los niñatos que les ríen las gracias. Aparte de los planetas extraterrestres, las castas y la Edad Media, muchos neonazis al menos conocen o pueden seguir una religión denominada catarismo, algo así como un yihadista o un tarao de la secta de el Opus Dei pero en nazi, sin follar, ni comer carne (vegetales, y pescado, sí, en la Edad Media los peces no eran especies del Demonio, porque, al igual que los vegetales, no fornicaban), ni beber, ni drogarse y viajando a las montañas desnudos para hablar con Dios, es decir probablemente consigo mismos. Los cátaros fueron una secta perseguida y exterminada por la Iglesia Católica en la Edad Media, se extendió sobre todo por el Norte de Italia, Sur de Francia y Nordeste de España, por casualidad en la actualidad son regiones de neonazis y ultraderechistas separatistas italianos, punto de expansión de la ultraderecha francesa y origen, también medieval, de los almogávares fascistas valencianos. El líder nazi que reavivó el catarismo durante la Alemania de Hitler está en paradero desconocido, se dice que partió en pelotas al pico de una montaña helada, para reflexionar, y allí se quedó.
El jugador búlgaro Stoichkov
Hay que hacer un alto con los almogávares, porque aparte del conflicto político separatista entre España y Catalunya, existe una lucha interdimensional por quedarse con los almogávares, unos mercenarios supuestamente bajo el mando de la medieval Corona de Aragón aunque hacían lo que les daba la gana. Cogieron fama en esos años y ahora tanto los ultras nacionalistas catalanes como los ultraderechistas y neonazis españoles quieren ser almogávares. Los almogávares cogieron fama porque descubrieron la pólvora de el acecho o exploración previa, como aprendieron cazando en el bosque, y de la lucha de guerrillas o terrorismo en la Edad Media, así que mientras los enemigos se dedicaban a rezar y estudiar el código caballeresco, a ponerse las aparatosas armaduras y colgarse las pesadas espadas, a caballo, los almogávares ya habían eliminado al resto con navajas o palos con un pincho, a pie y con un camisón, además desprendiendo un olor insoportable y mugrientos de no lavarse, después de ir comiendo hierbas y ratas del bosque. Eran pastores y leñadores, palurdos obligados a luchar, que acabaron contratados de mercenarios y cuyo líder más conocido fue Roger de Flor, expulsado de los Templarios (la secta ultraderechista medieval desaparecida por la posterior persecución de la Iglesia Católica) por ladrón y corrupto. Este personaje tan admirado lo mandaron a los Balcanes para ver si había suerte y se moría ya, pero no paraba de ganar para los que le contrataban, en Bulgaria, Rumanía, Albania, Serbia, Grecia y hasta Turquía, dejando una secuela de odio contra los españoles por todos los países por donde pasó. Se le subió el éxito a la cabeza, se hizo un yonki del dinero y del poder, y quiso gobernar el sólo con el título de César, además se casó con una niña, una princesa búlgara de 15 años llamada María Asanina, con la que tuvo un niño. Los gobernantes de por allí le traicionaron porque estaban hartos y murió asesinado durante una cena en su honor, pero el resto de almogávares se vengó, así que se quedaron unos pocos años más sembrando más odio contra los catalanes y españoles. Según se cuenta, la princesa y su niño huyeron y estarían en paradero desconocido, lo más seguro por Cataluña o Valencia.
Neonazis nacionalistas catalanes
El científico británico Stephen Hawking es uno de los máximos defensores de la teoría de los universos paralelos, habría infinitos de estos universos desconocidos y podrían visitarse con los agujeros negros o con los agujeros de gusano que además doblarían el universo conocido para permitir un viaje espacio-temporal más rápido. Los fascistas y neonazis españoles deben luchar no sólo contra enemigos de las dimensiones de la realidad, en Catalunya también hay neonazis nacionalistas catalanes, almogávares que les han salido rana a los españoles, y pueden estar en otras dimensiones como los neonazis españoles, o en dimensiones totalmente diferentes. Los neonazis catalanes son conocidos en España por los medios de la derechona, acusados por ser los hijos de los nacionalistas de derechas moderados, ultras del equipo de fútbol del BarÇa, también los hay moteros que fueron detenidos por formar una mafia dedicada al narcotráfico y a extorsionar, unos años más tarde también hubo detenidos por prostitución, estos violentos filo-nazis comparten un enemigo común con los fascistas españoles, el ex-presidente separatista del FC Barcelona Joan Laporta, por ser el primer club de La Liga española que prohibió la entrada de ultras en el estadio.
Curro Jiménez
En Almería también estuvieron los almogávares durante la Edad Media, un rato y de visita, cuando hubo cortas etapas de dominios musulmanes y cristianos antes del paseo de entrada de los Reyes Católicos en 1489 en una ciudad ya muy decadente, ciudad que terminaron de hundir con la posterior expulsión de musulmanes y judíos, ayudó a olvidar el antiguo esplendor el terremoto de 1522 que destruyó la totalidad del interior de La Alcazaba, convirtiéndose Almería en sinónimo de tierra de roña y miseria, que perduraron hasta final del siglo XX. Pero los héroes más conocidos en Almería son los libertadores asociados con los masones llamados Los Coloraos, que llegaron en 1824 en un intento fallido por acabar con la etapa absolutista de Fernando VII, también ayudados por famosos bandoleros dedicados principalmente al contrabando, que hicieron causa común con los héroes de la izquierda. Los fascistas almerianos, tan arraigados al pasado, igual piensan que a falta de almorranas buenos son bandoleros, el más famosos es el de la serie de televisión Curro Jiménez, sólo que este estaba centrado en ir contra los franceses de Napoleón que invadieron España. Napoleón no está muy claro si se trataba de un dictador medio fascista o de un ejemplo para la Europa democrática actual, en cualquier caso tampoco está claro si Curro Jiménez y El Algarrobo serían de los bandoleros que ayudaron a Los Coloraos.
Fotos hechas por los fascistas falangistas de la Almería de 1943
No cambiaron las cosas ni con almorranas, ni algarrobas, ni falangistas, que se dedicaron tomar fotos de los pobres de La Chanca de Almería para lucirse con frases poéticas a pie de foto. En la actualidad Almería capital y el “Mar de Plástico” son las localidades más ricas del Sur de España, las localidades más fascistas y derechistas de España a pesar de ser dependientes del trabajo de los inmigrantes, pero el barrio de La Chanca, que ocuparía la antigua ciudad de la época musulmana, sigue siendo uno de los más pobres, con mucha delincuencia y tráfico de drogas, y está abandonado por el Ayuntamiento, además con restos históricos y monumentos sin cuidar, el antiguo cementerio judío nadie sabe dónde se encuentra, y La Alcazaba la han restaurado o reformado para atraer turismo inculto y también la han dañado en varias ocasiones, incluso a un torreón de la muralla le instalaron una puerta con llave para usarlo como vivienda. El mayor cambio de la capital se ha producido en otro famoso barrio pobre de Almería, El Puche, un nuevo barrio reciente donde en democracia reubicaron a los pobres que vivían en cuevas y chabolas, y donde dejaron abandonada a mi madre los estafadores y secuestradores, que ha pasado del dominio de los gitanos, con todavía más delincuencia y tráfico de drogas, donde la policía no se atreve a pasar y los autobuses del servicio público son siempre apedreados, a una lucha de poder de los anteriores reasentados con los numerosos inmigrantes musulmanes.
Caso de pederastia en el Colegio La Salle de Almería
En España las excursiones a la sierra, aunque muy raras, son tomadas como una visita especial a las escasas zonas verdes poco visitadas y ver población con poco contacto exterior, en grandes capitales como Madrid son conocidas las excursiones en tren, unos 50 minutos (el tiempo es muy relativo en “la Capital” y equivaldría a un viaje de 5 minutos en provincias), a la cercana sierra de El Escorial o en Almería colegios como los de curas de pudientes organizan visitan al poco poblado interior de la provincia donde existen bosques y hasta puede nevar algún día en invierno. En la Almería de anarconazis hay sobrada adulación al pescado, si bien con la escasez debido a la sobreexplotación y consiguiente subida de precios es complicado aclarar qué pescado es autóctono o foráneo y congelado o fresco, aparte de que son tan embusteros con la sobreexplotación que se hacen pasar por el santo Job, siempre echando la culpa a otros barcos como los italianos, seguramente esperando a algún tonto que les diga cómo terminar de esquilmar lo poco que han ido dejado. También se adora a las hortalizas, por culpa del dinero del “Mar de Plástico”, aunque tampoco faltan frutas como las naranjas y antaño Almería era más conocida por las uvas de mesa. Pero si los posibles cataristas almerianos “tiran al monte” para reflexionar en pelotas en la sierra tendrían el hándicap de que la zona interior es donde la izquierda socialista suele ganar y donde está uno de los pueblos más masónicos de España, Alhama de Almería, que podrían hacerles perder la cobertura con Ganímedes y Alderaan. Al ser pueblos muy despoblados no suponen un peligro electoral para la derechona o no les merece la pena coger el coche para repartir bocadillos de jamón y altos cargos, en contraste con la capital y todo el poniente donde se concentra la población, con ultraderechistas y que siempre vota derechista. Otro al que le gustaba la sierra, y los extraterrestres, era el líder pederasta de la secta pseudo-nazi Edelweiss, un ex-legionario español que tras salir de la cárcel, en 1998, fue asesinado por una de sus víctimas.
Pederasta de Almería
De todas formas, el almeriano fascista modelo es más corriente y el que gusta de protestar por todo lo que conocen como sus normas de convivencia, como cerrar los bares a una hora temprana, las 2 de la madrugada, o la policía enseguida realiza un amplio despliegue de efectivos y pone multas a los dueños, o trasladar la Feria de Almería, hace años muy conocida y situada al lado del centro de la capital,  cada vez más lejos, en la actualidad casi en un descampado alejado hasta de las afueras, y obligando a cerrar también antes de las 4 de la madrugada por las molestias a los vecinos de los edificios. Eso sí, los negocios deben recibir todo el tráfico y ponerles la [de reciente invención] feria del mediodía al lado, para que personas de bien, y turistas con dinero, gasten en los comercios locales. En el Poniente la degeneración ha llegado a aprovechar las calles cortadas del centro para que los comercios locales se hagan publicidad y ofrezcan el género sobrante a los turistas domingueros, en lugar de los antiguamente típicos puestos hippies de las ferias. Otros asuntos que dan puntos son protestar airadamente por los desperfectos en las aceras, farolas con bombillas fundidas o fuentes sin agua o con el agua apestosa. Pero por mucho fascistas y aspirantes a santón o gurú hindú que haya nunca faltan los pederastas de aspecto aseado y acomodados, los barrios marginales con delincuencia, las mafias, la prostitución, droga y niñatos aprendices de delincuentes que probablemente son los hijos de estos almerianos que tan buena imagen quieren dar, como es costumbre en fascistas y nazis. Algunos inmigrantes parecen contagiarse con este modo de aparentar o actuar, por ejemplo haciéndose los currantes responsables que no quieren molestias porque se tiene que levantar muy temprano a trabajar para el buen amo español, tan sólo hay que imitar al falangista José Antonio enfundado en su mono azul, y es que tampoco es tan difícil seguir la corriente o aprender una pocas reglas tan reduccionistas y que suelen coincidir con neonazis y sectas extremistas de cualquier otro país de hoy día.
Niñata nazi modelo en Madrid
Al igual que los pederastas se ocultan o los homosexuales no salen del armario en España, y en provincias hay que multiplicarlo por varias veces, en Almería el anarconazi es muy distinto al de las películas y reportajes de televisión de Madrid, donde están los más idos, o los de Valencia que es donde están los más descontrolados, muchos de estos adoptan estéticas skinhead, con la cabeza rapada, vacilando de ultraviolencia en los transportes públicos, organizando conciertos de la música Oi! de los skins, etc. Serían niñatos totalmente zumbados, que visitaron el subuniverso o planetas extraterrestres de otras dimensiones todavía desconocidas o vetadas para los otros ultraderechistas. En Almería no se ve nada de esto, serían unos ultraderechistas más palurdos, con el pelo castaño español y peinado corto de panoli, en gusto musical se parece más a la de verbena de orquesta de feria, y ropa anodina de provinciano, como mucho hay que fijarse mucho para distinguir que llevan puesto algo más de blanco que lo habitual, el coche es alemán o japonés, o en la mirada o por algún pequeño detalle en los tatuajes “tribales” , al margen de esto, la moda en los últimos años por hacerse tatuar el cuerpo está prohibido en el judaísmo.. En general, es muy complicado ver en Almería un grupo con estética que se salga de la normal, y se ve que los neonazis o anarconazis imberbes tampoco escapan de este influjo provinciano o palurdo.
Paṕa Pitufo y Pitufina
En Almería tampoco parece haber un líder claro de anarconazis, el líder de la ultraderecha española es José Luis Roberto alias “el cojo”, un ultraderechista procesado por terrorismo en Valencia y que iba a ser el Le Pen de España, aunque la cosa acabó en un bluf y siguió marginado junto con los otros fascistas de su partido España 2000. Al margen de las bombas que pusiera y de su relación con asesinos terroristas en Valencia, encaja en el perfil típico de las películas americanas: empresario de cierto éxito con ayuda del Partido Popular, fascista con estudios, fue psicólogo y maestro de la asignatura de fascismo en los colegios públicos franquistas, es un viejuno con aspecto de persona incluso normal o que escribe en periódicos normales valencianos defendiendo el nazismo y sus cosas, como la prostitución, con las excusas difuminadas que entre los españoles y niñatos se leen mucho últimamente. En Almería este tipo de personajes al menos no aparecen en público, o los candidatos “cojean” en algo: está el cateto que presume de no leer libros, el corrupto líder del Partido Popular Gabriel Amat, pero ya es demasiado cateto; tampoco serían buenos candidatos los grandes caciques o terratenientes además ya fallecidos, en “el Poniente” el inventor de el “Mar de Plástico” un tal Agustín González Mozo, y el de “el Levante” un tal José González Montoya el que se construyó un caserío vasco, o navarro, en la calle principal de la ciudad, ambos estaban demasiado ocultos y desconocidos para el público llano; entre los empresarios que pudieran tener alguna relevancia, por famosos más que cualquier otra cosa, a nivel local se habla a veces de la importancia que tiene la Cámara de Comercio, una pequeña camarilla de pequeños empresarios locales, o entre las décadas del 1990-2000 en un pis pas se hizo famoso un tal Blanes, que empezando con una pequeña tienda de deportes acabó de presidente del club de fútbol de Almería, y acapara todas las tiendas de deportes de la provincia (exceptuando la franquicia Decathlon o la sección deportiva de los hipermercados), diversificando con distintos nombres o naves industriales de chollos, pero si bien era crítico hasta con el alcalde derechista y con las obras aunque hubiera restos históricos, porque dificultaban el paso del tráfico al centro de la ciudad donde se acumulan los comercios, en sus apariciones por televisión no parecía especialmente politizado o con voluntad de poder; por la calle puede haber algunos viejunos o viejos más conocidos en el barrio o que destaquen, de los que parecen vigilantes jurados o protestones o abueletes ex-falangistas, pero tampoco pasarían un test de liderazgo medianamente riguroso; de los curas, ni siquiera de la secta ultracatólica de el Opus Dei que en los últimos años se ha implantado y se expande por toda la provincia, tampoco llaman la atención públicamente; de los altos cargos o funcionarios del gobierno central o Guardia Civil no parecen haber cometido otra vez asesinatos terroristas en los últimos años, ni siquiera se habla de los militares, y eso que a Almería fueron trasladados los legionarios, los militares más fascistas y violentos; en cuanto a los mafiosos, tanto los asesinados en los últimos años Juan Asensio o el italiano Giuseppe D’Amico, no se tiene noticias de que sus familias hayan cogido el testigo, si acaso se ven rumanos en la calle, hasta cerca del centro, de esta nacionalidad son los pequeños grupos mafiosos que actualmente acaparan las organizaciones criminales y el 60% del gran negocio de la prostitución en España, aunque por ahora no han aparecido en sucesos de nivel estatal como los anteriores.
Doctor mexicano en Los Simpson
Otro problema de los almerianos anarconazis es que aunque sean un destino turístico habitual para domingueros y turistas perdidos buscando alguna oferta chollo, la realidad es que como destino para trabajar es la última opción para cualquiera con más de dos dedos de frente, el problema viene con los funcionarios del estado, estos tienen destinos obligatorios o a elección pero siguiendo un orden riguroso según las puntuaciones conseguidas en los exámenes, hasta hace poco era normal que los padres del primo cuarto del comisario de policía le dijeran a este que los exámenes de las oposiciones los había rellenado como en la copia que le dieron pero el hijo tonto se quedó el último, iba derecho a Almería o Albacete (ciudad conocida por el lema “Caga y vete”), entonces se movían los hilos y mágicamente al niñato recibía dos plazas a elegir entre Cádiz, cerca de los marineros que tanto le gustaban desde pequeñín, o en Málaga junto al querido tito Florindo, el que siempre iba con la camiseta del equipo de fútbol azul y blanca luciendo palmito por el centro de Málaga, aparte los funcionarios pueden conseguir distintos extras en los sueldos según destino pero seguramente no se contempla como extra el aguantar fascistas o tontos provincianos. El resultado es que a la baja cualificación local, y Almería siempre aparece en los últimos lugares en cultura y en índices de lectura, se une los profesionales más tontos con estudios, las sobras de toda España o los que anden buscando algo raro, como rodearse de fascismo o nazismo, o por el clientelismo y caciquismo, como la monja enfermera que torturaba a una de mis tías, anciana e impedida.
FACHA MAN
FACHA MAN y left boy.

Con una conexión permanentemente a internet con batería y por red móvil se amplían las posibilidades, por ejemplo para los sistemas de alarma a prueba de cortes de electricidad y sin necesitar una conexión permanente por ADSL o fibra, o para las alarmas y localizadores GPS de los coches. Los routers para conexiones de datos móviles 3G ó 4G y con batería de respaldo se pueden encontrar a partir de 20-30 €. Actualmente los proveedores de internet por móvil siguen bajando las tarifas, incluso FreedomPop opera desde hace tiempo en España ofreciendo una tarifa básica que incluye llamadas, SMS e internet totalmente gratuitos.

Localizador GPS
Aparte de alarma y para localizar vehículos robados, animales y personas, los localizadores GPS se utilizan para controlar las flotas de las empresa de transporte. En el mercado existen infinidad de dispositivos de todos los tamaños y precios, también copias chinas de peor calidad que el original, en general es mejor andarse con cuidado con los chollos.
DNI español con NFC
Las versiones actuales del pasaporte y del DNI electrónico de España incluyen, además del anterior chip del DNI para lectores de ordenador, un chip NFC para la autenticación y firma inalámbrica en los móviles. Near field communication (NFC, comunicación de campo cercano en español) es una tecnología que incorporan ya muchos móviles, para lectura y envío de datos a corta distancia, sobre todo se utiliza para los pagos sin contacto con el terminal de pago y para lectura de chips NFC como el del DNI, que es una etiqueta NFC o RFID pasiva o sin batería que guarda la identificación y algunos datos biométricos (fotografía, huellas dactilares y firma a mano) del ciudadano. Las etiquetas pasivas más habituales se alimentan con un campo electromagnético que genera el móvil al acercarlo, las etiquetas tienen unos dibujos metálicos que también sirven de antenas y que convierten la energía electromagnética en la alimentación del chip. Los móviles con NFC pueden actuar tanto como lectores como emular tarjetas NFC pasivas y por ejemplo no es necesario llevar una tarjeta para pagos encima, o en los móviles sin NFC pegar una tarjeta NFC en la parte trasera, funcionando igual que se hace con las tarjetas de débito y crédito actuales, la mayoría ya incluyen un chip NFC para pagar sin contacto. Normalmente NFC por sí sólo no es muy seguro, son las aplicaciones NFC las que incorporan un sistema de cifra para comunicaciones seguras, aunque en el caso del DNI aparte añade sistemas de cifrado más seguro para que el usuario pueda identificarse inequívocamente y firmar documentos legales. Con el NFC también se puede programar el móvil para que cambie configuraciones o ejecute programas al acercarlo a etiquetas NFC/RFID (menos de 1 € cada una), por ejemplo al entrar en el coche que conecte el bluetooth o que ejecute el programa GPS, o al dejarlo en el dormitorio que pase a modo avión.
No se aceptan tarjetas
Naturalmente España está a la cola en la implantación práctica de esta tecnología, hay muchos anuncios y muchos artículos promocionales y publireportajes de negocios españoles, pero el pago normal con móvil es más una utopía, además existen varios sistemas incompatibles y ninguno acaba de cuajar, ni siquiera el exclusivo del Apple iPhone, que ya es difícil. Tampoco es fácil ver pagar con tarjeta de débito y crédito que ya incorporan el chip para micropagos sin contacto, hasta es posible encontrar negocios donde no venden poca cantidad si no llevas dinero o bares con el cartel: “No se aceptan tarjetas”, o más bien quieren decir: “Que no se hagan ilusiones los imberbes que vengan vacilando para pagar con esos nuevos móviles”. El motivo es el pequeño coste de estos pagos “sin dinero” que corre a cargo del negocio y para poca cosa no les merece la pena. El público también tiene miedo al robo con métodos que no conocen, sin navajas, y no le falta razón, expertos han demostrado que el chip NFC de las tarjetas de pago es vulnerable, a corta distancia se pueden clonar tarjetas para robar con micropagos sin PIN (compras inferiores a 20 €) o conocer todos los datos del titular y el historial de compras, aunque los bancos dicen que no se conocen casos reales. Aunque ya se han detectado algunos casos de blanqueo también con micropagos, otro motivo es el de siempre, las operaciones electrónicas son más fáciles de rastrear y España es el país con más corruptos, estafadores y delincuentes por metro cuadrado, interesa que todo el mundo pague con billetes para ir blanqueando y que la policía no coja a nadie, ya no digamos lo que llamarían la atención a Hacienda los bares, discotecas, cines y otros negocios donde se podría pagar con chips de micropagos y en un alto porcentaje no lo hiciera.
Nacionalidad española para judíos sefardíes
En el caso del DNI, obligatorio para todos los españoles, el porcentaje de uso de la firma digital también es muy marginal, tampoco han ayudado las complicaciones al instalar los programas, los fallos de las administraciones públicas que lo permiten y ni siquiera se puede decir que se puede usar en los móviles. Como curiosidad, al parecer el Ministro del Interior dio una respuesta ambigua tras la polémica surgida a raíz de la presentación del nuevo DNI 3.0 con chip NFC, se llegó a decir que el nuevo DNI se podía leer a 100 metros de distancia y se suponía que la Policía podía hacer esto con algún sistema desconocido. Las lecturas de chips NFC o RFID a largas distancias sólo se pueden producir en algunos chips para usos industriales y que suelen ser activos o alimentados por batería, aunque se pudiera hacer iría en contra del propósito del NFC y RFID, que basa su seguridad en gran parte en la muy corta distancia de lectura. Naturalmente, es fácil encontrar consejos para que los españoles pasen desapercibidos ante la vigilancia del Gran Hermano: carteras blindadas a los rayos, mini Jaulas de Faraday, forrar el DNI y las tarjetas con papel aluminio de cocina, una forma especial de colocar las tarjetas en la cartera, etc…. y eso que el DNI electrónico casi ni se usa en España. A pesar del poder de la estulticia y del crimen organizado, con el DNI español se pueden hacer algunas cosas interesantes, en las empresas privadas únicamente lo usan como alternativa farragosa a la identificación normal con contraseñas en sus servicios online, pero en el ámbito público se puede cambiar de médico de la Seguridad Social y leer el historial médico, rellenar y pagar la declaración de la renta, consultar los pagos de recibos al Ayuntamiento,… y la Policía Nacional no sólo entrega el DNI y tiene en custodia los datos de todos los ciudadanos, también hace de intermediario emitiendo y renovando los certificados digitales (que duran 2 años) con unas máquinas automáticas de las comisarías, en definitiva, lo que más hace temblar a los delincuentes. Además, aunque existen métodos de firma electrónica mucho más laxos, el DNI permite firmar documentos y contratos privados legales online con la misma validez legal que una firma manuscrita, es el método más riguroso para firmar online y, aparte de la requerida intermediación de la Policía Nacional, es recomendable con la intermediación de una empresa online de firma electrónica, sin necesidad de hacer acto de presencia y desde el ordenador personal, ni siquiera es necesario estar en el país.
Mano cortada en el juego Doom
Evidentemente el DNI electrónico es una forma sencilla de hacerse pasar por otra persona si se conoce la contraseña, para asegurar que el firmante es el usuario real las empresas y administraciones pueden pedir una fe de vida, con la cámara del móvil la aplicación comprueba que la cara es igual a la grabada en el chip del DNI electrónico. Pero en general en los trámites con firma electrónica no se pide otra cosa que no sea la contraseña personal, en España existen varios certificados electrónicos distintos al DNI, entre los particulares es más utilizado el de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre que se guarda en un archivo en el ordenador, probablemente porque el del DNI es totalmente desconocido. Los funcionarios también utilizan certificados y firmas electrónicas propias, ya sea del gobierno autonómico de cada región o por gremios, por ejemplo los de justicia que han tenido varios polémicas, con fallos de seguridad que permitían acceder a la red judicial Minerva y hasta modificar las causas penales, o en la red LexNET, también judicial, los técnicos informáticos del Ministerio pedían las contraseñas y podían acceder a documentos judiciales, es decir los políticos del Partido Popular podían saber lo que se estaba haciendo contra sus corruptos en los juzgados. En realidad parece algo exagerado, ya que si hacen las cosas bien los técnicos de estas redes al menos pueden conocer algo sobre qué funcionario ha estado husmeando o pueden configurar el sistema para rastrear y restaurar cualquier cambio en los archivos, y es que la informática deja aún más rastros en redes internas, sobre todo tratándose de funcionarios españoles que no suelen moverse del sillón en todo el dia. En cualquier caso, los ordenadores no son infalibles ni pueden corregir las manipulaciones y delitos que también se dan en el poder judicial, por ejemplo el famoso caso del robo de documentos del proceso judicial contra Jesús Gil por parte de un funcionario de Marbella que acabó suicidándose, o la huída de narcotraficantes internacionales encarcelados tras la derogación de las leyes de persecución internacional por crímenes de lesa humanidad por parte del gobierno del Partido Popular, o los continuos retrasos por el papeleo que llegó a provocar la excarcelación del corrupto Gao Ping, dedicado a blanquear dinero de las mafias chinas, por un inoportuno retraso.

Localizadores por GPS con batería y conexión móvil propia se venden por 20-30 € o incluso menos, son muy pequeños y se pueden esconder en cualquier sitio, alimentarlo con la batería del coche o llevarlo puesto con la batería interna, son configurables con distintos avisos de alarma y seguimientos en vivo a través de internet o el móvil, aunque en realidad este tipo de artilugios no pertenecería exactamente al Internet de las cosas. Las conexiones de los dispositivos inteligentes pueden ser por el tradicional Wifi o por cable de red, por Bluetooth, también es muy común utilizar etiquetas NFC y RFID (normalmente no necesitan alimentación) por ejemplo para activar cacharros o configuraciones programadas al acercarnos a una zona de la vivienda o al coche, pero para las conexiones inalámbricas de los aparatos tecnológicos IoT miniaturizados y de bajo consumo existen al menos 3 grandes estándares incompatibles entre sí: 6lowPANZ-Wave and Zigbee. Cada gadget con un estándar requiere de un cacharro que haga de centro de control con ese mismo estándar, aparte depende de cada fabricante, si bien existen soluciones para poder conectar diferentes estándares. Zigbee lo utilizan empresas como Philips y Xiaomi, la famosa compañía china ya vende numerosos cacharros conectados entre sí, entre ellos una lámpara inteligente por unos 50 € (algo cara para lo que ofrece) fabricada por Philips que se puede encender y regular desde el móvil, también vende un kit completo de domótica o hogar inteligente y alarma doméstica a muy bajo precio (a partir de 50-60 € en las tiendas chinas) que incluye una luz automática con altavoz y con radios por internet y que también hace de gateway (centro de control) del ecosistema inteligente Xiaomi, un detector de presencia, un detector de apertura de puertas o ventanas, un interruptor programable inalámbrico, un enchufe inteligente con detector de consumo, y opcionalmente detectores de humedad y temperatura, de gas y humo, etc., también se pueden añadir varias cámaras de videovigilancia, incluso motorizadas a partir de 30 €, o su robot aspirador, si bien estos y otros dispositivos más complejos son independientes y se conectan por Wi-fi, controlándose desde la aplicación móvil pero sin requerir el Gateway. El principal problema es que el programa para el móvil no está totalmente traducido del chino y algunos aparatos y versiones sólo funcionan en China o requieren un cambio del firmware (que no siempre es posible). Para usuarios avanzados, en internet se puede encontrar la aplicación y plugins principales traducidos al español.

Xiaomi Smart Home Security Kit
Smart Home Security Kit, el hogar inteligente de Xiaomi.

Un problema que surge es el de la seguridad propia y el de la privacidad al estar todo conectado permanentemente, un usuario podría caer en manos de un hacker que prácticamente lo sabría todo. Los gadgets normalmente están conectados al router doméstico de internet, compartiendo la conexión con los ordenadores y móviles de la vivienda, y se exponen al peligro de los virus y otras amenazas. Las empresas fabricantes también podrían vender datos de uso para hacer negocio con el Big Data. Muchos de estos gadget se conectan con servidores de los fabricantes o de empresas subcontratadas, algunos de pago, por ejemplo el usuario tiene la opción de guardar, aparte de en su móvil, en un servidor la ruta que envía el GPS dentro del coche robado o de almacenar las fotografías y vídeos de las cámaras de videovigilancia cuando detectan movimientos.

Las grandes operadoras móviles también pretenden imponer sus respectivos estándares M2M (machine to machine), jugando con el sensible factor seguridad (por una superioridad en las conexiones al usar el mismo cifrado utilizado en las SIM de los móviles), son redes diseñadas para sensores conectados a mayores distancias y en mayor número con una administración centralizada vía web a cargo de la operadora móvil de turno, son sobre todo para empresas, gobiernos e instituciones públicas, pero que pueden englobar también al IoT casero. En España en las grandes capitales cada operadora está desplegando redes LTE-M (Orange), Sigfox (Telefónica-Movistar, que ya comercializaba productos con la red LTE-M ) y NB-IoT (Vodafone-ONO). Estas requieren una tarifa mensual para los gadgets como cualquier línea móvil, que aunque sea más barata los hace depender de la operadora contratada, mientras que en IoT es el usuario el que decide hasta dónde quiere que se conecten sus cacharros, puede optar por que los datos no salgan de su casa, o aprovechar su router de internet o utilizar conexiones a sus gadgets menos limitadas como por ejemplo el vídeo en alta definición para las videocámaras, y con IPv6 podría hacer que en cada caso por ejemplo se haga uso directamente de su móvil para guardar los avisos de alarma y los vídeos grabados automáticos de los ladrones cuando salta la alarma o como centro de control de los electrodomésticos de su vivienda, sin depender de terceros, ni de operadoras ni de fabricantes ni de empresas de alarmas. La diferencia es similar a la que existe entre usar los programas instalados en el ordenador de un usuario y usar los programas o servicios online de las multinacionales a través del navegador, esperemos que los economistas españoles no estén haciendo un chanchullo de los suyos para favorecer a sus telecos o, más en concreto, a su mimada Telefónica-moviestar.

Cámaras de videovigilancia
Desde linux, por ejemplo con OpenHAB, también se pueden programar funciones de algunas de las cámaras de videovigilancia IP de Xiaomi, aunque el hardware de estas cámaras y el programa del fabricante para el móvil son ya bastante completos: alarma por detección de movimiento, por detección de ruidos, visión nocturna, grabaciones en tarjeta de memoria, intercomunicador, modelos con motor robotizadas.

linux también tiene algo que decir en el IoT, además de ser el sistema operativo utilizado en muchos gadgets, los microordenadores basados en linux como Arduino y Raspberry Pi con frecuencia se utilizan en la domótica para controlarlo todo. Para la configuración del sistema inteligente se pueden utilizar en linux un software libre como OpenHAB o Home Assistant, ya sea programando el código de la conexión de un nuevo cacharro o con los muchos plugins disponibles de otros programadores. Y por ejemplo OpenHAB permite la conexión de sistemas con estándares diferentes, por medio de un centro de control compatible con varios estándares o comunicándose con cada uno de los centros de control específicos, así sería posible hacer sonar una sirena Z-Wave cuando una cámara Zigbee detecta un movimiento. Que un gadget se pueda controlar con OpenHAB dependerá de si alguien programó un plugin para él, ya sea porque el dispositivo sigue algún estándar común para la configuración y los datos con los que el dispositivo se comunica por red (distinto a los estándares de conexión del IoT) o porque el fabricante proporcione información sobre su funcionamiento, algo que en algunos casos es necesario para controlar todas las funciones que soportan.

Inhibidor de frecuencia
La tecnología también avanza para los delincuentes, con un inhibidor de frecuencia se pueden anular las alarmas de los coches y viviendas. Por muchas previsiones que se hagan contra cortes de cables, como la conexión a internet por móvil o las baterías de respaldo para el router y el sistema inteligente, el ladrón al encender el inhibidor emite una señal que impide las conexiones inalámbricas más comunes.

El internet de las cosas también se utilizará en el ámbito público, como colocar detectores de contaminación miniaturizados por toda la ciudad. Aunque es incierto el estándar que dominará, algo en lo que están enfrascados los fabricantes por el potencial de negocio del IoT, es sólo cuestión de muy poco tiempo que prácticamente todo el hogar pueda estar conectado a internet como norma, una nevera podría detectar cuando falta algo y encargarlo por su cuenta al supermercado online. Que los productos lleguen en condiciones es otra cuestión.

Anuncios

La singularidad de Android dentro de linux

Android es el sistema operativo más utilizado en los teléfonos móviles (más del 80% de los móviles en el mundo) y tablets (el 68 %), por encima del iOS de Apple y con el resto de sistemas operativos muy por detrás. Android también está en televisores, relojes smartwatch, coches, mediacenters, etc.. A menudo se pone como ejemplo de éxito de linux, lo hace desde Linus Torvalds, el creador del kernel de linux, hasta los usuarios normales que escriben en internet. Sin embargo, decir que Android es linux debe ser matizado, y sobre que sea software libre ya que hay una campaña de la Fundación para el Software Libre para la liberación de los móviles con partes cerradas.

Robot Android libre

Android está basado en un kernel de linux sobre el que corre un entorno Java, en la actualidad Google utiliza OpenJDK, la versión libre del Java de Oracle (antes Sun), entre otras cosas por los litigios que mantuvo con Oracle por patentes de la versión no libre. Las aplicaciones que se programan para Android se basan en Java, un lenguaje de programación diseñado para ejecutarse en multitud de dispositivos, desde ordenadores hasta electrodomésticos, con la característica de ser muy seguro al ejecutarse los programas en una máquina virtual Java que puede aislarse del resto del sistema operativo. El código de los programas Java no es binario, es bytecode para ser fácilmente compatible con otras plataformas, también es más lento, aunque desde Android Lollipop (5.0) una nueva máquina virtual ha modificado el modo de ejecutar las aplicaciones para aumentar el rendimiento.

Google ha decidido sacar una nueva versión de Android cada poco tiempo dejando abandonadas las anteriores, con la consiguiente acumulación de fallos de seguridad para los usuarios que no actualicen el móvil o no compren otro. También Google ha hecho un sistema operativo muy dependiente de sus programas y servicios online, esto no es diferente en su competencia de código cerrado: Microsoft-Windows y Apple-iPhone.

A pesar de todo, la comunidad de software libre prefiere Android antes que Windows e iOS, Android permite mucho más ser estudiado y manipulado por parte de usuarios avanzados y también lo pueden aprovechar los usuarios normales. El principal problema de Android para el software libre son los controladores, cada fabricante decide si los hace libres y prácticamente ninguno es libre, por lo que no se puede instalar una nueva versión de Android ni hacer modificaciones si no va a funcionar la función de teléfono, el GPS, el sonido, etc. Los usuarios están subordinados a las actualizaciones de Android que ofrezca el fabricante, que en la inmensa mayoría de los casos lo hacen durante poco más de unos meses, si no menos, y en no pocas ocasiones el móvil o la tablet no recibe ninguna actualización. Aunque su instalación no es un proceso sencillo, para algunos móviles usuarios sacan las nuevas versiones de Android de forma no oficial, lo que se conoce por cambiar la ROM al móvil, por ejemplo es el caso del sistema operativo CyanogenMod, compilando desde el código fuente común que proporciona Google y, si están disponibles para un modelo de móvil, añadiendo controladores desde su código fuente gracias a la ingeniería inversa y controladores binarios específicos para cada versión de Android, con los que el funcionamiento puede no estar del todo libre de bugs, además cada versión nueva de Android suele ir cada vez más lenta en móviles que van quedando anticuados.

Google Play

En Android se pueden instalar aplicaciones individuales y no faltan las aplicaciones piratas, aun con el riesgo de seguridad que acarrean, pero la mayoría de las aplicaciones de Android se adquieren o descargan a través de la tienda de aplicaciones de Google ya que es la que viene preinstalada en todos los móviles. Aunque muchas aplicaciones sean gratuitas ninguna es libre al no ofrecer el código fuente. Hay otras tiendas, una de software libre en exclusiva (F-Droid), la tienda comercial de Amazon también es un poco conocida por sus ofertas aunque obliga a tenerla instalada siempre o se borrarán todas las descargadas, y los grandes fabricantes de móviles suelen preinstalar una tienda comercial propia, pero la tienda de Google Play generalmente es la única utilizada por el gran público. Aparte, algunos de los programas básicos de Google para Android no son software libre y no se pueden distribuir libremente con Android, mientras que aplicaciones imprescindibles como WhatsApp son de código cerrado y es muy difícil que una alternativa libre le haga competencia. Por si faltaba algo, muchos de los fabricantes de móviles que utilizan Android deben pagar royalties por varias patentes de esas ridículas de Microsoft, y los que no pagan están a la espera de ser demandados, resulta irónico que Microsoft gane mucho más por Android que por su Windows Phone.

Eclipse con el emulador de Android

Sin duda el gran valor comercial de Android es la tienda de aplicaciones Google Play por la cantidad y variedad de aplicaciones, muchas de ellas gratuitas. Para desarrollar una aplicación Android son necesarios conocimientos del lenguaje de programación Java, que es complicado aunque se lleva usando desde hace muchos años, luego el lenguaje Android específico proporciona algunas librerías de programación con funciones para el teléfono y las aplicaciones Google con las que hacer algunas cosas fáciles, por ejemplo mostrar una página web o mostrar la posición GPS en Google Maps. Están disponibles muchos tutoriales y herramientas de desarrollo, la más utilizada está basada en Eclipse, en ella se instala un emulador Android para probar el código en diferentes versiones de Android, una vez depurada la aplicación se puede empaquetar el archivo de instalación para las versiones de Android que se elijan. Después se puede registrar una cuenta en la tienda Google Play, previo realizar un único pago de 25 dólares, y publicar las aplicaciones. Las aplicaciones pueden ser de pago, entonces Google se queda con un 30 % de cada venta, o gratuitas, en este caso lo más normal es que el programador incluya publicidad o ads dentro de la aplicación por los que cobra una pequeña cantidad por cada anuncio que se muestre a los usuarios. La aplicación de la tienda se encarga de actualizar automáticamente las aplicaciones a todos los usuarios cuando el programador saca una nueva versión. Naturalmente, si Android fuese software libre como linux no habría aplicaciones de pago ni publicidad, y el control de la seguridad sería mucho más efectivo, pero lamentablemente es un producto de una empresa con ánimo de lucro, Google, y ha procurado que así sea aprovechándose del software libre.

BlackBerry Priv
BlackBerry Priv

Tal es la importancia de la tienda de aplicaciones de un sistema operativo móvil que es muy difícil que la competencia pueda siquiera tener una oportunidad, ni el todopoderoso Microsoft con su Windows 10 para móviles las tiene todas consigo por su pobre tienda de aplicaciones. Otros como Blackberry sacó su sistema operativo compatible con Android y ya su último teléfono móvil es totalmente Android con algunas aplicaciones exclusivas para aumentar la seguridad. Tizen y Sailfish OS son otros sistema operativos basados en linux compatibles con Android.

Plasma Mobile
Plasma Mobile

En el software libre las propuestas de un sistema operativo para móviles también dependen de su compatibilidad con Android, Firefox OS acaba de ser abandonado cuando se anunciaba su futura compatibilidad, mientras que Plasma Mobile tiene prevista su próxima compatibilidad con Android. Unos desarrolladores de CyanogeMod han creado una empresa y ya se venden móviles con este sistema operativo, que es un Android muy poco modificado. Ubuntu Touch para móviles, por su parte, no quiere la necesaria capa de compatibilidad con Android que no ofrecería un rendimiento óptimo, espera que las aplicaciones más importantes de Android sean portadas pronto, pero si no lo consigue puede acabar mal. También es posible el dual boot con estos sistemas operativos en algunos móviles Android.

Ubuntu linux en Android
Ubuntu linux en Android

Aunque generalmente requieren ciertos conocimientos, gracias a la gran porción de software libre en el que se basa Android son muchas las aportaciones de los usuarios: aplicaciones con funciones avanzadas, ejecutar una distribución linux completa y poder instalar ROMs no oficiales con la última versión de Android para algunos modelos, hasta una versión x86 para portátiles u ordenadores domésticos. Los usuarios no avanzados están a expensas de que el fabricante actualice el Android de su móvil o tablet, cuando salen versiones con actualizaciones de seguridad o cuando Google saca una versión nueva de Android (aproximadamente cada año), siendo los Nexus de Google los únicos móviles con los que se pueden asegurar actualizaciones oficiales durante un tiempo y también suelen ser los móviles más compatibles con otros sistemas operativos. Que Android sea mencionado como parte de linux parece algo pretencioso ya que Google y los fabricantes de móviles se han encargado de explotar sus características comerciales. Al contrario que en linux, en el comercial Android parece primar poco el fomento del conocimiento del software libre y mucho la cultura del usar y tirar.